Mi gran boda griega 2 – 2016 – Kirk Jones

 

La comicidad de esta secuela, de la que tuve la suerte no ver la anterior, reside en presentar a una familia.

 

A mí personalmente me parece que sea griega da igual. De hecho se podría llamar en cada país de estreno según el lugar: Mi gran boda italiana, española, portuguesa o americana... Solo con unos pequeños cambios. En lugar de musaca, espaguetis o paella o bacalao o hamburguesa…

 

Nada más comenzar te das cuenta que es una peli de baratillo sin pretensiones, ni un guión sólido, sin construcción de personajes.

 

Repleta de tópicos, de lugares comunes ya muy recorridos que molestan, e incluso irritan.

 

Conforme avanza el metraje te tienes que ir resignando.

 

Miré al rejoj y me quedaba una hora por delante. Me di por vencido.

 

Me relajé, deje ni cabreo a un lado e intenté disfrutar de los chistes ya conocidos, de las gracietas previsibles, de los personajes estereotipados.

 

Mi diabetes empeoraba por momentos. Al final del metraje cuando los momentos edulcorados se prodigaban pensé: tendré que tomarme otra Metformina cuando llegue a casa.

 

Al final salí convencido que no era tan mala.

 

Me encontré con mi amigo Jesús Hernando. Le di mi opinión. Me dijo que chocheaba.

 

Estoy de acuerdo con él me estoy volviendo mayor y hasta a este engendro le encuentro virtudes.

 

Mi médico me ha prohibido la bollería industrial y estas pelis. No me desea una muerte prematura.

 

 

Muchos besos y muchas gracias.

 

Crítico de Cine de El Heraldo del Henares

 

Colaborador de Esradio Guadalajara y Alcarria TV

 

Canal de YouTube: HolaSoyRamónVídeos

 


 

.

.

Mi_gran_boda_griega_2-487813350-large

.

.

.

.

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Deja un Comentario

MENÚ DEL BLOG

 

Archivo:
  • 2017
  • 2016
  • 2015
  • 2014
  • 2013
  • 2012
  • 2011
  • 2010
  • 2009
  • Categorías: