Titanic 3D – 2012 – James Cameron

 

Para ser sincero he visto esta peli de nuevo en mi casa en DVD, a Elena el cine en 3D le marea.

 

Cuando fue estrenada en 1997 me entusiasmó y de hecho la he vuelto a ver varias veces y hasta la tengo comprada (de verdad).

 

Pero el tiempo transcurre y a veces el paso de los años es implacable.

 

Que la peli tiene encanto está claro. El reestreno en 3D ha sido un éxito sobre todo en China donde ha batido todos los récords de recaudación. Ya se sabe como son los chinos.

 

Reconozco que Cameron rodó magníficamente esta peli, dosificando bien emociones, con cierto grado de aventura, con diferencia de clases, con catástrofe y con amor mucho amor.

 

Pero el admirado James no es un autor, es un buen cocinero que sabe mezclar los ingredientes y hacer un menú contundente como hizo en la también exitosa Avatar. Es más un Arguiñano que un Ferran Adriá.

 

Para mí este Titanic es un pastelón de tomo y lomo. Un jovencito vividor que se deja engatusar por una chica rica que lo tiene todo, incluso un novio como Dios manda, pero que le va la marcha y le pone los cuernos descaradamente y sin el más mínimo recato, una buscona y una fresca.

 

Lo peor de todo es que esto podría funcionar si en lugar de colocar a una sosa Kate Winslet se hubiera puesto a una Cameron Díaz, por ejemplo.

 

La empalagosa Winslet no levanta el ánimo de nadie cuando dice: “Hazme un retrato con el diamante, pero solo con el diamante”. Todo el mundo piensa: ¡Vaya que fresca! y nada más. Ni siquiera a Leonardo se la puso dura. (Con perdón).

 

Eso lo dice la Cameron y todos hubiéramos pensado: ¡Pero que guarra! y Di Caprio hubiera utilizado la brocha y no el pincel. Y el ánimo de los espectadores se hubiera elevado inmediatamente.

 

El inconveniente de haber puesto a la Díaz en el papel de Rose es que nadie se hubiera creído que se libraba de la hipotermia. En cambio con Kate es perfectamente posible porque estar gorda es un factor protector contra el frío y resulta admisible que todos los demás se murieran de frío menos ella.

 

Como veréis lo que más critico al gran James Cameron es el error de casting pero también esa búsqueda de la lágrima fácil con recursos ciertamente tramposos. Esos cuadritos con Rosse montando a caballo, es para que pensemos: ¡Qué guay ha montado a caballo! Que recurso tan penoso.

 

Aunque he de reconocer que me emociona ver a los músicos tocando hasta el hundimiento.

 

He leído y oído sobre muchos de los errores históricos y de todo tipo de la película que me parecen menores pero divertidos.

 

Propongo que se haga una nueva versión con otra actriz y que sea apta para diabéticos.

 

 

Muchos besos y muchas gracias.

 

Crítico de Cine de El Heraldo del Henares

 

Colaborador de Esradio Guadalajara y Alcarria TV

 

Canal de YouTube: HolaSoyRamónVídeos

 


 

.

.

Tags: , , , , , ,

Deja un Comentario

MENÚ DEL BLOG

 

Archivo:
  • 2017
  • 2016
  • 2015
  • 2014
  • 2013
  • 2012
  • 2011
  • 2010
  • 2009
  • Categorías: