Una jaula de grillos – 1996 – Mike Nichols

 

A veces se necesita pasar un rato divertido y emocionante. Para conseguir lo dicho recurro a ver esta maravilla. A Elena también le encanta. La hemos visto muchas veces y nunca nos cansa.

 

Podríamos hablar de comedia alocada o de locas pero esta peli es mucho más. Sus personajes son tan reales (a pesar de ser tan exagerados) que despiertan una empatía inconmensurable. Son personas maravillosas.

 

Nichols consigue que veamos la historia de tal manera que los personajes excéntricos nos parecen normales y los adaptados (el hijo, su novia y el senador y su esposa) nos parecen raros y fuera de lugar. El esfuerzo por parecer mediocre es deprimente.

 

La peli va dosificando los chistes y las situaciones cómicas y va in crescendo hasta llegar a esa apoteosis final en la que la risa se confunde con las lágrimas.

 

Los efectos visuales son magníficos. La peli comienza con un plano-secuencia de más de dos minutos.

La cámara se desliza a toda velocidad sobre el mar llevada por un helicóptero pero cuando se acerca a la costa pierde velocidad y se entremezcla entre los figurantes que pasean por la calle. Esa vía maravillosa llena de musculitos en bikini y en tanga. La cámara se mete en el local (La Jaula) que da nombre a la peli.

Se confunde entre el público y llega al escenario donde un grupo de reinonas cantan la gran canción We are family. Todo un alarde de planificación y de buen hacer.

Una escena así bien vale una vida.

 

La peli está llena de buenos momentos con una cámara que se adapta a las situaciones. Que sigue a los personajes o se mete entre ellos pero sin que sobresalga, con sutileza.

 

Todos los actores están en estado de gracia.

 

Robin Williams es de los más dosificados.

 

Nathan Lane está perfecto, ese personaje de histérica incontenible, con esa caracterización en el tramo final de perfecta anfitriona es gloriosa.

 

Gene Hackman se ha prodigado poco en la comedia y aquí vuelve a demostrar que es una gran actor.

 

Y cito por último a Hank Azaria en un papel imposible e increíble pero desternillante y maravilloso.

 

Sale una jovencísima Calista Flockhart antes de estudiar derecho y convertirse en Ally McBeal.

 

Esta peli es posiblemente el mejor antidepresivo que conozco. Pero no todo es diversión en esta comedia, hay también un gran alegato sobre la tolerancia, sobre la falsa integridad moral y también sobre el carroñismo de la prensa. Es de destacar que todos los personajes son en el fondo buenos menos los periodistas que salen muy mal parados.

 

Si no la has visto: tienes que verla. Si la viste hace tiempo, sigue mi consejo y vuélvela a ver.

 

 

Muchos besos y muchas gracias.

 

Crítico de Cine de El Heraldo del Henares

 

Colaborador de Esradio Guadalajara y Alcarria TV

 

Canal de YouTube: HolaSoyRamónVídeos

 


 

.

.

Tags: , , , , , , , , ,

1 Comentario to “Una jaula de grillos – 1996 – Mike Nichols”

  1. Chelo says:

    ¡¡También es una de mis pelis favoritas!!, siempre que la ponen la veo dá igual las veces. Mi parte favorita es la cena con los padres de ella, madre mía!!

Deja un Comentario

MENÚ DEL BLOG

 

Archivo:
  • 2017
  • 2016
  • 2015
  • 2014
  • 2013
  • 2012
  • 2011
  • 2010
  • 2009
  • Categorías: